martes, agosto 25, 2009

EL IMPERIO DE LOS DRAGONES


Leída la penúltima novela de Manfredi he de decir que he acabado encantadisimo, no me va mucho la novela de aventuras con tintes históricos. Pero este hombre se merece el mayor de mis respetos tras haber escrito esa obra maestra que es “La Última Legión”. El Imperio de los Dragones narra las peripecias de un grupo de Soldados Romanos, entre ellos un comandante, varios centuriones y algunos legionarios y de su emperador Valerio que son capturados por el Imperio Persa tras caer en una traición y son trasportados a un campo de prisioneros del que lograrán escapar y a partir de ahí comenzar un camino de vuelta a casa que parecerá no tener fin.

Puede que esta premisa no diga mucho más allá de la típica historia, pero el libro engancha desde la puñetera primera página y todo el camino de Persia, a China y a todos los lugares fantásticos a ojos de los romanos que ven como el mundo que conocían es infinitamente más grande de lo que pensaban hace que leas las hojas una tras otra sin parar.

A mi particularmente me ha gustado la manera de narrar los contrastes entre las distintas civilizaciones que aparecen, las historias de amistad, la nostalgia de la patria perdida y sobretodo las muchas y numerosas escenas de acción y batalla que al contrario que otros escritores que narran una farragosas batallas en sus obras. En el Imperio de los Dragones todo es claro y fácilmente imaginable sin haber hecho ningún master en cultura bélica.

El protagonista del libro, Marco Metelo Aquila puede recordar en no pocos aspectos al personaje Máximo Decimo Meridio interpretado por Russel Crowe de la película Gladiator. Pues ambos son traicionados, ven morir a su emperador y a sus familias y desprenden un carisma que se puede cortar con cuchillo. Son muy interesantes las diferencias a la hora de tratar con sus hombres de las del otro gran protagonista del libro Dan Quing, del que no diré más que el nombre para no revelar nada.

Pero no todo es bueno, lamentablemente Manfredi en esta obra muestra un más que evidente desprecio por los personajes secundarios, además de dejar abiertas varias tramas a lo largo del libro. Aún así me lo he pasado como un enano.


NOTA: 8/10

5 comentarios:

fer1980 dijo...

Me encanta Manfredi, he leido muchos libros suyos, coincido contigo en que La Ultima Legión es una maravilla ¿has leido Alexandros?, es cojonuda, es una trilogia sobre Alejando Magno y merece muy mucho la pena, este Imperio de los Dragones, me gusto bastante, pero me parece más floja que las anteriores.

Yota dijo...

De aleksandros comencé a leer sin querer el segundo libro que andaba por casa sin saber que era una trilogía. estoy a ver si me hago con el primero en la misma edición y me pongo con ellos.

Anónimo dijo...

Me lo leeré.. pero no es trilogia ni nada no? xq al decir que deja las tramas abiertas..

Pasaré por tu casa a hacerte el expolio cuando me lea los otros dos pequeños que tengo pendientes por casa..

Yota dijo...

No neni, no es trilogía, cuando quieras te lo dejo, porque el libro es de Armando pero he decidido quedarmelo.


Así si te lo dejo en septiembre, igual me lo devuelves en octubre...de 2011

The Korinthian dijo...

Alexandros estaba bastante entretenida, aunque no alcanza el nivel de Graves, McCullough o Haefs.

Respecto a la hªque posteas, leed la maravilla que es la Anabasis de Jenofonte, una de las obras importantes de la literatura antigua griega. Escrita por el protagonista (historiador, filosofo y militar) en el siglo V a.c. cuenta el periplo de los mercenarios griegos-incluido Jenofonte-que acudieron a Persia a luchar contra el rey de Persia contratados por su hermano el Ppe Ciro el Joven, y que al morir Ciro fueron abandonados, teniendo que recorrer por sus medios 1500 km hasta volver a Grecia.
UNa pasada