jueves, agosto 16, 2012

ACADEMIA VENGADORES: HERIDAS DE GUERRA



No me he cansado de decir que Miedo Encarnado ha sido el peor crossover de Marvel en lo que va de siglo, el peor y con diferencia, peor que Invasión Secreta, más soso que Asedio y más mediocre si cabe que Maximun Security. Sin embargo los tie-ins de la última macrosaga de la Casa de las Ideas me están gustando todos muchos. De hecho cada vez que leo uno, me gusta más que el anterior ^^

Así ha pasado con este cuarto y voluminoso tomo de la Academia Vengadores, Christos Gage ha hecho un trabajo asombroso con un puñado de personajes de nuevo cuño que poco ha poco se han ido ganando un hueco en el corazón de los lectores, en mi caso han pasado de la indiferencia aunque curiosidad del primer tomo a una expectación por lo que pudiera pasarles en esta última historia, que no esperaba la verdad que sucediera.

Este tomo es muy cañero y no deja un momento de respiro, empieza con una historia autoconclusiva sobre un joven con poderes que fue descartado de la Academia y que parece ser mucho más de lo que parece, una historia chula que esperemos se desarrolle en el futuro porque el chaval en cuestión podría ser la primera gran némesis propia de esta joven generación de héroes.

En la siguiente trama empieza lo bueno. Los dignos han llegado y la masacre se sucede por todo el mundo, el mundo está desesperado y el Comandante Rogers (en cuatro páginas que aparece en esta colección ya está mucho mejor retratado que en la serie principal) le pregunta a Hank Pym si los niños están listos para ir a la guerra, así sin más, sin rodeos, ha llegado la hora de la verdad y se necesitan a todos los efectivos disponibles.

Interesantísima trama por los dilemas que se traen los profesores, Hank Pym no quiere abandonarlos pero su presencia es requerida en Dubai para luchar contra Titania y el Hombre Absorvente, Tigra se queda con ellos al ser la menos poderosa pero querría ir a otra parte. Los cadetes aprenderán por las buenas que en la guerra siempre hay víctimas, que en las guerras siempre muere gente y que aunque sean los malos, como dice Clint Eastwood “cuando matas a alguien borras del mapa lo que ha sido, lo que es y todo lo que podrá llegar a ser”. De ahí el nombre del tomo “Heridas de Guerra”.

Huelga decir que Gage maneja la trama con mucha habilidad y que el grupo sufrirá bajas sin tener que recurrir al recurso facilón de una muerte efectista, rechaza esto consciente de que si mata a alguien tarde o temprano otro autor lo resucitará. Estas cosas dejan mella y jugar al gato y el ratón en la mansión infinita con dos súper villanos con el poder divino de Thor pasará factura si o si.

Me jode que ya hayan anunciado el final de la serie en U.S.A y desconozco si tendrá continuidad de alguna forma parecida a como ésta serie continuaba la senda de Los Vengadores: La Iniciativa. Me fastidia especialmente porque la nueva ubicación de la base, el nuevo status quo y todos los nuevos personajes me motivaban especialmente, pero bueno todavía quedan casi veinte números por publicar en España, así que a disfrutar de lo que queda.

NOTA: 9/10

No hay comentarios: