miércoles, agosto 15, 2012

VA DE MONSTRUOS VI: Jurassic Park (1993)



Hola amigos, poco a poco voy recuperando la actividad normal del blog y aunque en breve se verá interrumpida por la celebración del séptimo aniversario del mismo, durante estos días volverán las secciones temáticas, justo por donde se quedaron y hoy toca “Va de Monstruos” protagonizada por la película de dinosaurios más famosa de todos los tiempos.

FORMATO: Película de 1993, dirigida por Steven Spielberg, dura algo más de dos horas y está protagonizada por Laura Dern, Sam Neil, Jeff Goldblum y cuenta con un pequeño papel de un todavía desconocido Samuel L. Jackson. Se trata de una adaptación de la novela homónima de Michael Crichton.

SINOPSIS: El multimillonario John Hammond consigue hacer realidad su sueño de clonar dinosaurios del Jurásico y crear con ellos un parque temático en una isla remota. Antes de abrirlo al público, invita a una pareja de eminentes científicos y a un matemático para que comprueben la viabilidad del proyecto. Pero las medidas de seguridad del parque no prevén el instinto de supervivencia de la madre naturaleza ni la codicia humana.

BICHOS PROTAGONISTAS: Pues tenemos a los principales protagonistas de la era Jurásica: Velociraptor, Tiranosaurio Rex, Dilophosaurio, Gallimimus, Triceratops y Brachiosaurus. Todos lucen sencillamente magistrales en pantalla, recreados sobretodo gracias a la magia de ILM que usó efectos digitales y algo de animatrónica, todo con diseños del gran Stan Wiston. Casi veinte años después esta película sigue siendo superior a la media actual.

OPINIÓN: Pura magia, así de simple. Me van a perdonar que no sea del todo objetivo con esta película, pero es que siento verdadera fascinación por ella. Jurassic Park es una película que puede que no tenga un guion brillante y que se deje atrapar por todos los tópicos del cine de aventuras familiar, además de que al estar dirigida para todos los públicos, la violencia y casquería de un producto protagonizado por monstruos no es toda la que debería, pero la película engancha como pocas y eso que si la analizamos fríamente, los dinosaurios no salen tanto.

Recuerdo perfectamente la época en que se estrenó y las largas colas que tuve que sufrir para conseguir mi entrada, encima a España llegó mucho más tarde por la huelga de dobladores que hubo aquel año. Yo me mordía las uñas con cada tráiler y con cada adelante, recuerdo perfectamente la escena del jeep siendo perseguido por el Tiranosaurio y el reflejo de éste en el espejo retrovisor.

No nos engañemos, lo genial de esta película son los efectos y es que en muchas producciones anteriores y posteriores, las escenas de mayor impacto visual, casualmente son de “noche”, así pasó en algunas como Independence Day o por citar casos más recientes, películas como Godzilla, Dragonheart, Alien VS Predator 2 o series como The Walking Dead. Aquí no, aquí gozamos del efecto “boca abierta” de Spielberg, y el momento en que los doctores a bordo del jeep eléctrico llegan a la primera tanda de dinosaurios, pues eso… que será una película, pero flipamos igual que los personajes.

Hay muchos cambios con respecto a la novela original, sobre todo en lo referente a las personalidades de los personajes. Aquí el entrañable John Hammond es poco menos que Santa Claus y en el libro original es un despiadado hombre de negocios que acaba muerto por sus propias creaciones, Alan Grant y Sarah sólo son colegas de profesión y no pareja, pero eso si Ian Malcolm es igual de gilipollas XD.

Cabría destacar que la crítica primero fue muy permisiva con ella, sobre todo por lo que supuso para el mundo de los efectos digitales (fue pionera en el campo) y además la película se alzó con tres estatuillas de la academia en apartados técnicos, pero luego la atacó de superficial y vacía ¿querían acaso ver a los dinosaurios recitando Macbeth? Pues eso, que les jodan.

No quiero acabar este análisis sin mencionar la genial banda sonora de John Williams, sublime y preciosa, uno de sus mejores trabajos para mi gusto y que además me compré en CD original en la época y mira que estaban caros los cabrones.

LO MEJOR: Todo lo relacionado con la cuestión técnica, los decorados de la isla nublar y algunos momentos como el del T-Rex atacando los Jeeps en plena tormenta que dan algo de canguele y tienen su tensión.

LO PEOR: Pues el rollito familiar que tiene la cinta por culpa del efecto Spielberg y su manía/trauma con la familia, demasiado protagonismo para unos críos que son sumamente repelentes.

EL MOMENTO: El que ya he mencionado más arriba cuando descubren los dinosaurios o el plano general del helicóptero llegando a la Isla Nublar.



2 comentarios:

IvánN Díaz dijo...

Una de mis pelis favoritas. Mi BSO favorita.

PD. Malditos captchas

QuijoteExiliado dijo...

Una de mis películas de mi infancia y que me cambió un poco la vida. Sólo me faltó hacerme paleontólogo, pero me hice ingeniero genético
Y curiosamente ayer se publicó la reseña que hice con un amigo
http://www.hablandodeciencia.com/articulos/2012/08/18/resenas-hdc-parque-jurasico/